iStock-474752734.jpg

ACCIDENTES POR UN
CONDUCTOR EBRIO

Hay razones por las que la ley exige que los conductores no beban y no conduzcan. La razón principal es garantizar la seguridad de los demás. Los conductores tienen el deber para con los demás conductores y el público de ser responsables y actuar como conductores prudentes. Desafortunadamente, no todo el mundo sigue la ley. Las personas son negligentes y esa negligencia a menudo causa daños a personas inocentes.

 

Si usted fue víctima de un accidente de un conductor ebrio, llámenos 281.962.7772. Nos aseguraremos de que reciba el tratamiento y la compensación que se merece. Hemos representado a numerosas personas en las mismas circunstancias. Tenemos éxito en ganar este tipo de casos para nuestros clientes.

 

No llegue a un acuerdo con la compañía de seguros en el lugar del accidente o incluso al día siguiente cuando esté preparando su reclamo. La compañía de seguros le ofrecerá un acuerdo para que no contrate a un abogado. No lo aceptes. Consulte con un abogado primero para ver sus opciones. Hay razones por las que la compañía de seguros no quiere que contrate a un abogado. Ellos saben que sin un abogado, pueden aprovecharse de la situación y ofrecer una cantidad para que usted se conformarse con menos de lo que se merece. El propósito de la compañía de seguros es intentar cobrar dinero, no regalarlo. Tenga esto en cuenta cuando le hagan una oferta. Ellos se están cuidando a sí mismos, no a usted. La forma en que usted debe protegerse de ellos es contratando un bufete de abogados con experiencia que luchará en su nombre. ¿Qué espera? Llámenos hoy 281.962.7772.

© 2020 by KGS LAW GROUP PLLC